¿Qué tipo de vegetarianas hay?

Existen un montón de formas diferentes de ser vegetariano, y en este blog haré constantes referencias a ellos, porque de todos se puede aprender. Aquí tienes una breve explicación de los tipos más comunes (si deseas profundizar en un tipo concreto, en internet y en tu biblioteca seguro que encontrarás información mucho más detallada). Te los presento en orden de menos a más restrictivos (no me gusta considerarles radicales):

FLEXIVEGETARIANOS

Esta es una palabra relativamente nueva, que se aplica a todos aquellos que comen en general de forma vegetariana pero se permiten excepciones de vez en cuando, por el motivo que sea. Por ejemplo, los pescaterianos incluyen pescado en su dieta. También conozco a algunos vegetarianos cuya única excepción es el jamón ibérico. Y por último, también es flexivegetariana la gente cuya dieta es esencialmente vegetariana pero comen puntualmente carne o pescado y no se habían planteado hasta ahora que hubiera una “etiqueta vegetariana” para ellos.

OVO-LACTO-VEGETARIANOS

Son los vegetarianos que comen huevos y productos lácteos. Algunos son sólo ovo-vegetarianos, otros evitan los huevos pero sí toman derivados de la leche (lacto-vegetarianos), y lo más común es que coman tanto una cosa como la otra.

MACROBIÓTICOS

Es una forma de vegetarianismo de raíces asiáticas con normas propias. Trabajan mucho con el yin y el yan, por lo que limitarán los productos o formas de cocinar que les lleven demasiado a uno u otro extremo. Por ejemplo, suelen evitar o limitar el consumo de crudos, lácteos y productos horneados o fritos (aunque aceptan los salteados ligeros), e incluyen muchas algas, soja y cereales en su dieta. Ocasionalmente admiten algún tipo de pescado. Las dietas de Montse Bradford, muy populares en España entre los vegetarianos, tienen como base la macrobiótica, modificada a partir de la experiencia personal y los estudios de la autora.

VEGANOS

Ser vegano auténtico no se limita a un compromiso con la dieta, sino que se trata de un estilo de vida completo. Los veganos rechazan el uso y consumo de cualquier producto de origen animal, lo que incluye no sólo huevos y lácteos sino también miel, ropa y calzado de cuero, cosméticos experimentados en animales, y muchos otros artículos. Su proteína suele venir de productos de soja como el tofu o el tempeh, así como de la proteína del trigo (seitán).

CRUDIVEGANOS

Los crudiveganos evitan cocinar los alimentos con fuego o vapor: su forma de cocinar (o mejor dicho “crudinar”) se basa en técnicas de germinación, deshidratación, remojo y mucha creatividad a la hora de combinar vegetales crudos, cortarlos y presentarlos. Aunque a primera vista pueda parecer una dieta aburrida, en realidad es muy sorprendente y con sabores explosivos! Su consumo de soja y legumbres es bajo o nulo, a no ser que los germinen (y aún así cuestan de digerir), por lo que su proteína proviene fundamentalmente de la acumulación de enzimas provenientes de la fruta y la verdura ingerida. Evitan los lácteos y los huevos, aunque algunos, los crudívoros en lugar de crudiveganos, pueden consumir leche si la encuentran no pasteurizada, huevos crudos e incluso carne o pescado crudos.

Wordpress SEO Plugin by SEOPressor